Monseñor Michael Boland

Expandimos nuestros servicios sociales en Waukegan

December 28, 2018

 

Como nos recordó la Santa Madre Teresa: “Yo hago lo que usted no puede, y usted hace lo que yo no puedo. Juntos podemos hacer grandes cosas”. Las “grandes cosas” son exactamente lo que la mayoría de la parroquia de la Santísima Trinidad en Waukegan y los Servicios del Condado de Lake de Caridades Católicas esperan que será el resultado de una colaboración muy especial que hemos formado para expandir nuestros servicios y ayudar a los residentes de la comunidad de una manera mejor.

Sirviendo a más de 60,000 personas cada año, Caridades Católicas es el mayor proveedor de servicios sociales integrales en el Condado de Lake. Ofrecemos una amplia variedad de programas para todas las edades que ayudan a satisfacer necesidades básicas, brindar asesoramiento y apoyo, para que sea posible que las personas sean autosuficientes. Durante años, la parroquia de la Santísima Trinidad ha operado bajo “cuatro pilares” de servicio comunitario para los residentes del área de Waukegan, que incluyen una despensa de alimentos, un comedor comunitario, un albergue (la Casa de la Paz), y un centro comunitario especializado en servicios relacionados con la inmigración.

Después de muchos meses de consideración, oración y reuniones de colaboración, Caridades Católicas y la Santísima Trinidad descubrieron que cada una de nuestras organizaciones tienen experiencia en áreas únicas en las que podríamos trabajar en conjunto para ofrecer una continuidad de servicios más integral y holística para las personas en necesidad. En esencia, hemos descubierto que la combinación de nuestras habilidades únicas puede en realidad traer “grandes cosas”.

La nueva asociación se llama Socios de Servicio Social ... Juntos Servimos. Compartiendo una misión común para servir a los necesitados y vulnerables con el amor y la compasión que mostró Jesús, esta asociación tiene raíces firmes en la esperanza y la luz de Cristo. Nuestro objetivo común no es solo brindar asistencia inmediata, sino caminar con las personas en su viaje hacia una vida mejor.

Caridades Católicas está encantada de trabajar con el personal talentoso de la parroquia y un grupo increíblemente dedicado de feligreses leales que han dado vida a la misión social de la parroquia. Voluntarios de parroquias a través del Condado de Lake, incluyendo la Iglesia de Santa María y San Patricios en Lake Forest, y San José en Libertyville se han conectado profundamente y están comprometidos con aquellos a quienes ya sirve la Santísima Trinidad. Es maravilloso ver la estrecha relación entre los clientes y los voluntarios que están realmente comprometidos con su bienestar.

Mientras la Santísima Trinidad continúa sirviendo anualmente a más de 25,000 personas en su comedor y en la despensa de alimentos, Caridades Católicas está brindando sus recursos y experiencia profesional al Centro Comunitario y al albergue de la Casa de la Paz. Como resultado de nuestra asociación, el Centro Comunitario ahora puede ofrecer una variedad más amplia de servicios, no solo a la población de inmigrantes y refugiados, sino a todos los habitantes de Waukegan y a los residentes de la comunidad cercana, y se ha convertido en un centro principal en la comunidad para ayudar a los necesitados.

Iniciado por la Santísima Trinidad hace siete años, La Casa de la Paz es un programa de albergue de seis meses que cada año sirve a entre 12 y 15 mujeres y 30y 40 niños para superar la violencia doméstica e interpersonal. El programa está enfocado en capacitar, sanar y mantener a los residentes en una vida libre de abuso. Junto con la Casa de la Paz se encuentra el Programa Fénix, que brinda asistencia y apoyo a más de 800 mujeres y niños cada año para que puedan sobrellevar la realidad de la violencia doméstica. Participación de Caridades Católicas en estos programas ha ampliado el alcance y la profundidad de los servicios profesionales que se ofrecen, mientras que el personal dedicado y los voluntarios continúan ofreciendo la tutoría y orientación personalizada que son esenciales para restaurar la esperanza y la dignidad.

Juntos podemos hacer grandes cosas, y no se me ocurre nada mejor que el poder ayudar a cambiar vidas para mejor. Caridades Católicas ha tenido el honor de trabajar con la mayoría de la parroquia de la Santísima Trinidad en la creación de una asociación que amplia nuestro impacto en las vidas de miles de personas superando la violencia y la necesidad.  Trabajando juntos, podemos mejorar las vidas de los residentes del condado de Lake más necesitados.

Advertising