Estados Unidos

Extension comienza campaña de financiamiento colectivo para albergue de migrantes en la frontera de Texas

Por Catholic News Service
abril 9, 2019

Foto sin fecha de la Iglesia San Francisco Javier en la Diócesis de Laredo, Texas. Un albergue en la iglesia abrió sus puertas a los migrantes a finales de marzo. Foto: CNS/Rich Kalonick, Catholic Extension

La organización Catholic Extension, basada en Chicago, ha lanzado una campaña de financiamiento colectivo para recaudar $25,000 para un nuevo albergue de emergencia para migrantes en la frontera de Estados Unidos con México en Laredo, Texas.

La organización católica nacional, que recauda dinero a nombre de las iglesias católicas pobres en Estados Unidos, comenzó una recaudación de fondos de emergencia para la Iglesia San Francisco Javier el 1 de abril. El albergue abrió sus puertas a los migrantes a finales de marzo como una respuesta urgente a la entrada de buscadores de asilo en el área.  

Los primeros $10,000 ha sido enviados a la iglesia de fondos recaudados de Catholic Extension en los primeros dos días de la campaña. La Diócesis de Laredo, que incluye la iglesia San Francisco Javier, está urgiendo a las personas a continuar donando a la campaña durante este momento de crisis.

“Estoy muy agradecido de cualquier asistencia que puedan proveer para el alcance a los migrantes de la Diócesis de Laredo”, dijo el obispo de Laredo James A. Tamayo en una solicitud a los donantes. “Su apoyo irá directamente a ayudar a estas familias vulnerables buscando protección de la violencia, una comida caliente, y la compasión de una iglesia acogedora”.

La Diócesis de Laredo estima que está proporcionando comida, albergue y apoyo para tantos como 500 migrantes por día.

Catholic Extension dijo que la campaña de financiamiento colectivo ya ha recibido apoyo a nivel nacional con donaciones llegando desde Bismarck, North Dakota, hasta Normandy, New Jersey. Muchas donaciones en especie están ayudando a vestir y alimentar a los migrantes, sin embargo, se necesitan donaciones de dinero para pagar otras necesidades operacionales urgentes como seguridad, servicios públicos y transporte.

“Muchas personas a lo largo del país escuchan sobre esta crisis en las noticias y no están seguras de lo que pueden hacer para ayudar a estas familias migrantes”, dijo Joseph Boland, vicepresidente de misión de Catholic Extension. “Esta campaña es una oportunidad para proveer asistencia directa en tiempo real”.

El albergue cuida de migrantes que han solicitado asilo y están en el país legalmente. Ellos han sido detenidos, procesados y liberados por oficiales de inmigración, y están esperando las fechas de la audiencia de su asilo. Los voluntarios del albergue recogen a los migrantes en una estación de autobuses cercana, en donde el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos los libera después de haber sido procesados.

Procedentes principalmente de Honduras, Guatemala y otros países centroamericanos, estos migrantes típicamente llegan a Estados Unidos sin comida, sin dinero y sin una manera para comunicarse con familiares o conexiones para recibir apoyo.

Rene González, director de la Oficina de Administración y Desarrollo de la Diócesis de Laredo, llamó a la situación una “crisis humanitaria”. A través de comida y un refugio seguro, mencionó, el albergue está proporcionando “esperanza y compasión” a todos los que lo necesitan.

La Iglesia San Francisco Javier está localizada en un área de bajos recursos y tiene profundos lazos con la comunidad local, según Catholic Extension. El sitio web de la campaña de financiamiento colectivo señala que el albergue provee “comida, albergue y apoyo emocional” a “nuestros hermanos y hermanas en los márgenes” y anima a los visitantes a donar y compartir.

Desde su fundación en 1905, Catholic Extension ha apoyado el trabajo y los ministerios de 90 diócesis de misión en Estados Unidos. Apoya la construcción y reparación de iglesias, e invierte en la educación, capacitación y apoyo de seminaristas, sacerdotes, hermanas, diáconos y líderes laicos en esas diócesis.

La historia de financiamiento de la organización en Texas data de 1906 con un par de subvenciones para ayudar a construir iglesias en las ciudades de La Lomita y Uvalde.

Más información acerca de la campaña y cómo donar puede ser encontrada en catholicextension.org/laredo.